Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
* El presente artículo de investigación es un resultado parcial de la tesis doctoral titulada Percepción de los valores democráticos de es-
tudiantes de universidades públicas del Estado de Nuevo León, México, dentro del doctorado en Filosofía con Orientación en Ciencias
Políticas por la Universidad Autónoma de Nuevo León, Monterrey, México.
1 PhD en Filosofía con Orientación en Ciencias Políticas por la Universidad Autónoma de Nuevo León, donde es Profesora de Tiempo
Completo en la Facultad de Ciencias Políticas y Administración Pública. Cuenta con Perl PRODEP desde el 2012 y es miembro del
Sistema Nacional de Investigadores del CONACyT. ORCID ID: 0000-0003-2093-8146. karoburgos@yahoo.com.mx
2 PhD (c) en Filosofía con Orientación en Ciencias Políticas por la Universidad Autónoma de Nuevo León. Licenciado en Ciencias
Políticas y Administración Pública. Maestro en Ciencias Sociales. alan_matinez@live.com.mx
3 PhD. (c). en Filosofía con Orientación en Ciencias Políticas de la Universidad Autónoma de Nuevo León, Monterrey, México. Abo-
gado, Sociólogo, Mg. en Derecho Procesal. Docente-Investigador de pregrado y posgrado. Integrante de la Red Iberoamericana de
Justicia Alternativa, Transicional y Restaurativa (Red ATP). Editor de la Revista Justicia. Integrante del Grupo de investigación Ten-
dencias Jurídicas Contemporáneas de la Universidad Simón Bolívar. ORCID ID: 0000-0002-8197-7010. rodriguezserpaabogados@
gmail.com
Estudio empírico sobre los
valores democráticos de
tolerancia y respeto en la
generación milenaria
*
Empirical study on the democratic values
of tolerance and respect in the millennial
generation
Karla Rodríguez-Burgos
1
Alán Alejandro Martínez
Cárdenas
2
Ferney Asdrual Rodríguez-Serpa
3
Recibido: 9 de agosto de 2016 / Aceptado: 20 de octubre de 2016
http://dx.doi.org/ 10.17081/just.22.31.2603
Resumen
El presente artículo de investigación cientíca se desarrolla a partir de la
conuencia interdisciplinaria de varias líneas de investigación en torno a uno
de los problemas axiológicos más sustanciales de la sociedad milenaria: los
valores de tolerancia y respeto. En este sentido, el presente estudio arroja resul-
tados cuantitativos conables de encuestas aplicadas a estudiantes de univer-
sidades públicas del Estado de Nuevo León, México, que permiten dar cuenta
del estado de estos dos valores, los cuales, ineludiblemente entran en crisis
permanente ante los disímiles movimientos que trae consigo la economía, los
desarrollos tecnológicos así como los nuevos hábitos y costumbres emergentes
de una sociedad global en constante cambio. No obstante, este artículo desde
otra perspectiva promete destacar los aspectos positivos de estos valores en
medio de las tensiones que nos presenta nuestra contemporaneidad, como son
los temas que implican la aceptación de diversidad sexual, ideológica, racial,
entre otras diferencias.
Abstract
The present scientic investigation article is developed from the interdis-
ciplinary conuence of several lines of investigation around one of the most
important axiological problems of the millenarian society: the values of toler-
ance and respect. In this sense, the present study yields reliable quantitative
results from the surveys applied to students of public universities of the State
of Nuevo Leon, Mexico, which allow to account for the status of these two
values, which inevitably enter into permanent crisis before the constant move-
ments provoked by the economy, the technological developments as well as
the new habits and customs emerging from a global society in constant change.
However, this article from another perspective promises to highlight the posi-
tive aspects of these values in the middle of the tensions that present us today,
such as the issues that involve the acceptance of sexual, ideological, racial
diversity, among other differences.
Palabras clave:
Generación milenaria,
Respeto, Tolerancia,
Valores democráticos.
Key words:
Millennial generation,
Respect, Tolerance,
Democratic values.
Referencia de este artículo (APA): Rodríguez-Burgos, K., Martínez, A. & Rodríguez-Serpa, F. (2017). Estudio empírico
sobre los valores democráticos de tolerancia y respeto en la generación milenaria. En Justicia, 31, 135-150. http://
dx.doi.org/ 10.17081/just.22.31.2603
136
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
Karla rodríguez-Burgos, alán alejandro Martínez Cárdenas, Ferney a. rodríguez serpa
INTRODUCCIÓN
La sociedad moderna ha venido experimen-
tando cambios muy importantes impulsados
principalmente por las condiciones y caracte-
rísticas económicas, de desarrollo, y culturales,
que se han presentado durante su formación.
Estos cambios se gestaron de manera radical
debido en mayor medida a la evolución abrupta
de las comunicaciones y la tecnología, así como
la importancia y el progreso de la era digital, lo
cual ha dado como consecuencia cambios en el
comportamiento de las nuevas generaciones.
Lo anterior ha repercutido en la forma en que
nuestra sociedad se identica, organiza, y actúa
en referencia a sí misma, siendo víctima de un
individualismo que en muchos sentidos ha oca-
sionado el desapego hacia los valores que como
sociedad durante mucho tiempo nos habían dis-
tinguido, dando paso a una época donde la au-
tosatisfacción es el n de cada individuo, y la
comparación, la motivación del día a día.
Esta “pérdida” de valores tanto cívicos como
éticos se ha dado sobre todo en el proceso de
globalización, que sumado a la falta de planes
formativos de parte de las instancias educativas
ha provocado de cierto modo que las nuevas ge-
neraciones adopten posturas que no necesaria-
mente van conforme a los valores de cada so-
ciedad.
Esto no signica necesariamente que en la
actualidad no existan valores, sino más bien que
los valores que persisten hoy en día evolucionan
conforme las sociedades van cambiando, mu-
chas veces diferentes a los tradicionales, y tal
vez contrarios a estos, pero siguen siendo valo-
res como tal, que de una u otra forma constitu-
yen o caracterizan a las generaciones.
Lo anterior se explica dado que una de las
características principales de los valores es que
son adaptativos, y que suelen ser de frágil exis-
tencia, estos se adaptan a las necesidades y los
cambios impuestos por las nuevas tendencias
sociales, lo cual ha dado como resultado la falta
de un proyecto a largo plazo, y en este sentido,
una sociedad que no tenga claro y no practique
sus valores posiblemente estará destinada a su
desintegración o a su fracaso. Aunque cabe seña-
lar, que a pesar de que muchos de estos cambios
de valores se da por el desarrollo informático y
tecnológico, dichos valores pertenecientes a la
cultura o estilo de vida de los “Millennials”, se
adquieren en gran medida en el hogar, es decir,
son prácticamente los criterios centrales apren-
didos en la casa por la familia, donde a parte de
esta sección central, también existe la sección
supercial que se aboca a conocer todo aquello
que se aprende en la escuela de la vida (Lozano,
2015).
Precisamente estas discontinuidades que han
dominado en los últimos años son las que han
dado carácter y forma a la generación actual,
los llamados “Millennials”, o “Generación Y”,
compuesta por hombres y mujeres cuyo naci-
miento se dio aproximadamente entre los años
1978 y 2001, justo durante los procesos más im-
portantes en los cambios tecnológicos.
Al hablar de esta generación nos referimos
a las personas que rondan actualmente entre 15
y 36 años de edad, en teoría, a los pre-adoles-
centes que cursan grados escolares básicos, a los
137
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
estudio eMpíriCo soBre los valores deMoCrátiCos de toleranCia y respeto en la generaCión Milenaria
mayores que culminan sus estudios de posgrado,
o bien, a aquellas personas que apenas se van
desarrollando en la vida laboral.
Esta generación presenta diferencias signi-
cativas en cuanto a valores, creencias, estilos de
trabajo y modos de aprendizaje con respecto a
las anteriores. Por ejemplo, en las aulas univer-
sitarias los alumnos que representan esta gene-
ración han venido tomando un comportamiento
muy diferente, llegando a tomar actitudes has-
ta sorpresivas en diversos sentidos, mostrando
comportamientos y hábitos de informalidad,
abandonando de forma prematura los cursos, y
sobre todo, mostrando una dependencia y un uso
excesivo de la tecnología (Tagliabue, 2011).
Lo anterior se puede explicar a través de una
serie de eventos signicativos que fueron forjan-
do su cultura y su comportamiento, rodeados del
desarrollo tecnológico, de un ambiente de preo-
cupación por el calentamiento global, y atrapa-
dos en un mundo donde las guerras y los ataques
terroristas son el pan prácticamente de cada día
(Chirinos, 2009).
Sin embargo, lo anterior no signica que todo
este cambio sea totalmente negativo, pues las
necesidades de adaptación en este mundo abier-
to han permitido que a pesar del individualismo
existente, los principios relacionados al género,
la pluralidad de ideas, o el medioambiente por
ejemplo, tomen mayor relevancia, exigiendo de
alguna u otra forma que valores como la toleran-
cia y el respeto se hagan en mayor medida más
que necesarios para cada sociedad.
De igual modo, esta generación también
se ha visto privilegiada al haber crecido en un
ambiente de relativa prosperidad económica, y
se ha visto favorecida por la facilidad y la gran
oferta académica que les ha permitido, en un
sentido general, la oportunidad de obtener un
grado de estudios muy superior al de las genera-
ciones anteriores (Chirinos, 2009).
Esta generación es resultado del contexto his-
tórico que a partir de los años 80 se ha desarro-
llado, pues es a partir de esta década cuando se
le comenzó a dar mayor relevancia a los temas y
los problemas de la juventud. Es a partir de aquí
que se le empieza a dar importancia particular-
mente al cuidado de los niños, y se profundiza
en la formación educativa durante todo su desa-
rrollo. Así mismo, es en esta década cuando se
hace particular referencia a los valores de con-
vivencia familiar y grupal desde todos los sen-
tidos (Carvalho, De Oliveira, Do Nascimento &
Prudêncio, 2015).
Como resultado de lo anterior, esta genera-
ción milenaria ha tomado un relevante interés y
compromiso hacia los comportamientos grupa-
les, ya que tiende a aceptar y adoptar los valores
que le han sido inculcados por sus padres. Del
mismo modo, es una generación determinada
por horarios y por prácticas extracurriculares,
además de ser socialmente activas tanto física
como tecnológicamente hablando (Carvalho, De
Oliveira, Do Nascimento & Prudêncio, 2015).
Lo anterior supone que se habla de una ge-
neración idealista, que busca la felicidad, que
siente un signicativo respeto a los demás, y
que además de ser académicamente competiti-
va, busca el trabajo en equipo, orientado al logro
y a la búsqueda de una prosperidad económica
austera.
138
Todas estas características en teoría han for-
mado a la Generación Y como una generación
que está acostumbrada a recibir elogios y reco-
nocimientos, que propone una sociedad superior
informática y tecnológicamente hablando, que
tiene un conocimiento global del mundo, y que,
de una u otra manera, considera, conoce, e in-
teractúa con las distintas culturas, experiencias
y ambientes que componen al mundo (Chirinos,
2009).
Lo anterior, exige que dado que las creencias
y las prácticas de cada sociedad son diferentes,
la convivencia de estas recaiga de manera direc-
ta en el valor y la aceptación de pluralismo, exi-
giendo vínculos positivos para impulsar el de-
sarrollo de la misma sociedad global. Esto deja
en evidencia la necesidad de presenciar valores
comunes entre sociedades, valores enfocados a
la estabilidad del mundo abierto, el cual depen-
derá en gran medida de la aceptación como parte
fundamental de la buena convivencia.
Si se considera que para distinguir a cada
generación se debe enfocar en el conjunto de
valores compartidos, de percepciones y modos
de acercarse y observar la realidad (Tagliabue,
2011), en este sentido se habla que la Genera-
ción Y deberá estar procurando una comunión
armónica, donde necesita obligadamente actuar
bajo los criterios de tolerancia y de respeto, va-
lores que fungen como puente entre culturas,
pensamientos y actitudes entre distintos.
Sobre la tolerancia y el respeto
Al hablar de valores se hace referencia a
aquellas realidades que dan forma a la cultura de
cada una de las sociedades, son los determinan-
tes del comportamiento moralmente apropiado,
y los que dan origen a los pensamientos y las
acciones que derivan de estos en cada individuo
que convive en sociedad.
Así, los valores se ven determinados por las
experiencias de vida de cada una de las socie-
dades, y son los que dan sentido a las represen-
taciones, los símbolos y los signicados que las
personas tienen en referencia a las situaciones,
las actitudes y las cosas que los rodean.
Se habla de valores como aquellas creencias
básicas que permiten la interpretación del mun-
do, y lo que le da signicado a todos los aconte-
cimientos a lo largo de nuestra propia experien-
cia. Son los valores los que determinan nuestras
diferentes posturas en referencia a las cosas o
experiencias de vida, o bien, los que permiten
tomar una postura o formar un criterio hacia una
u otra cosa (Olaya Villar, 2002).
Dado el contexto socio-cultural que ha expe-
rimentado y que supone practica en la genera-
ción milenaria, es interesante hacer una pausa y
preguntar si en verdad esta sociedad que actual-
mente funge como pilar del presente y hacedora
del futuro, actúa en armonía bajo estos princi-
pios de tolerancia y respeto hacia las ideas de un
mundo abierto, o si por el contrario, es la indife-
rencia o la negatividad hacia las cosas lo que en
realidad representa el actuar de esta generación
en un ambiente que aparentemente se encuentra
rodeado de armonía.
Al denir ambos valores encontramos que
tolerancia y respeto en esencia conducen a un
mismo objetivo, la convivencia pacíca, sin em-
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
Karla rodríguez-Burgos, alán alejandro Martínez Cárdenas, Ferney a. rodríguez serpa
139
bargo, a pesar de estar encaminados a un mis-
mo n, son términos que representan cosas, que
aunque estrechamente entrelazadas, recaen en
situaciones diferentes.
Se habla de tolerancia cuando se hace refe-
rencia a la abstención de una persona a interve-
nir en las acciones y opiniones de los demás, aun
cuando estas opiniones o acciones parezcan des-
agradables o incongruentes en referencia a nues-
tro punto de vista. En este sentido, la tolerancia
es sinónimo de un autocontrol que intencional-
mente se hace ante algo que no se está de acuer-
do necesariamente, que parece desagradable, o
bien, que causa algo en el sentido estrictamente
negativo (Hernández, 2004).
A lo anterior se debe agregar que hablar de
tolerancia implica una reexión atenta y cuida-
dosa a prestar atención activa a través de nues-
tro pensamiento o acción hacia las diferentes
opiniones, creencias, valores y conductas que
lleguen a diferir con nuestra persona. Es decir,
el quehacer de la tolerancia se concentra en el
esfuerzo que una persona tiene por conocer y
respetar las diferencias a través del diálogo y la
convivencia, es una actitud de comprensión ha-
cia las diversas opiniones que son en menor o
mayor medida contrarias a las nuestras (Olaya
Villar, 2002).
Desde este punto de vista, la tolerancia re-
presenta una garantía de libertad e igualdad, es
la capacidad de aceptar y tener disposición a so-
portar las creencias, las palabras y las acciones
de los demás, pues el término está constituido
por el principio mismo del Derecho en todo su
espectro tanto propio como el de los demás.
En este sentido, tolerancia es hablar del re-
conocimiento de la dignidad natural de la perso-
na humana, un acto voluntario de la conciencia
sobre aquello donde la autoridad civil no tiene
poder de intervenir (Bobbio, 2007), y parte del
principio de pluralidad de puntos de vista, pues
esta se contrapone a las verdades absolutas, y
en lugar de ello, propone la posibilidad de que
diversas interpretaciones convivan pacícamen-
te, y favorece un conocimiento recíproco en la
búsqueda de una verdad más comprensiva que
logra establecer un acuerdo o compromiso entre
las partes (Cisneros, 2001).
La tolerancia es pues, garantía de la libertad
y de la igualdad. Es la capacidad de aceptar las
diferencias, más concretamente, la disposición
que lleva a soportar que otros crean, digan o ha-
gan algo que en lo personal pueda parecer mal,
es decir, es aquella aceptación que se hace por
el simple hecho de respetar la libertad y la dig-
nidad del otro, en vista de evitar males peores,
o bien, para alcanzar bienes mayores. Lo que se
tolera no puede parecer bien, de hecho, no pare-
ce bien, sin embargo hablar de tolerancia es ha-
blar de aceptar lo que al otro sí le parezca bien,
por su libertad (Araos San Martín, 2008).
Así como los valores, la tolerancia se confor-
ma a través de una serie de convicciones que se
van adquiriendo previamente, y que en la medi-
da de lo posible, se van manteniendo como ver-
dades en nuestro sistema normativo básico. Lo
anterior surge a consecuencia de aprendizajes y
experiencias que van formando a las personas, y
que a su vez, van formando ideas en todos.
En otras palabras, se da en la medida en que
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
estudio eMpíriCo soBre los valores deMoCrátiCos de toleranCia y respeto en la generaCión Milenaria
140
los conocimientos, experiencias e ideas del sis-
tema normativo básico de la persona sean pues-
tos en entredicho y chocan con las convicciones
que previamente los otros han adquirido, y en
este sentido, se llega a elegir la búsqueda res-
ponsable de la verdad moral, sin discriminación,
negación o conicto. La tolerancia habrá adqui-
rido un genuino sentido en nuestra forma de per-
cibir y actuar en referencia al mundo (Tejedor de
la Iglesia, 2009).
En suma, se puede asociar la tolerancia con
actitudes de comprensión, de respeto a las creen-
cias, opiniones, valores y conductas diferentes
a las nuestras, a la búsqueda de la verdad, la
cooperación, el diálogo, que promueven la con-
vivencia pacíca. Es la exibilidad, la apertura
y el respeto hacia razones y teorías contrarias a
las propias (Olaya Villar, 2002), es meramente
comportarse razonablemente frente a las creen-
cias y las ideas de los demás, bajo el objetivo de
mantener y promover la interacción y armonía
de un grupo determinado.
Como se puede ver, el respeto constituye un
elemento fundamental de la tolerancia, sin em-
bargo es un concepto que va más allá. Hablar de
respeto supone en principio una idea que no par-
te de la igualdad, sino más bien parte desde una
forma de inferioridad, y que a nal de cuentas,
tiene como objeto de alguna manera procurar la
convivencia armónica con los demás.
En este sentido, el respeto supone un reco-
nocimiento de las necesidades básicas de cada
persona, así como el reconocimiento de las per-
sonas como sujetos de derecho a través de la
identicación de principios de la moral de las
sociedades. Cuando prevalece el respeto en una
sociedad, se garantizará que cada uno de los in-
dividuos pueda tener consciencia de una identi-
dad y de una vida propia lograda (Díaz, 1996).
Anteriormente se asociaba la tolerancia con
la comprensión, la cooperación y el diálogo que
existe para la convivencia pacíca en el margen
de la pluralidad. En este sentido es muy común
que el concepto de tolerancia se confunda o
suene muy similar al del respeto, sin embargo,
el respeto debe ser considerado como un valor,
que si bien no es ajeno a la tolerancia, sí es di-
ferente a esta. Primero, se debe considerar que
la tolerancia es conceptualizada como la no in-
tervención contra lo que se desaprueba, es decir,
es el respeto mismo y la consideración hacia las
opiniones o prácticas de los demás aun cuando
repugnen las nuestras.
En este sentido, el respeto puede ser concep-
tualizado desde dos puntos diferentes de vista:
el primero, desde el grado de excelencia que se
le da a una persona, es decir, es una forma por
la cual se aprecian de cierta manera los atributos
hacia algunas personas y otras no, y que depen-
de directamente de las virtudes que se perciben
en la forma de ser de esta como rasgos estables.
A este tipo de respeto se le llama respeto valo-
rativo; segundo, se puede concebir al respeto
como reconocimiento, el cual consiste en una
disposición a tomar en sentido serio, tendiente a
ser ponderado de forma adecuada bajo las pro-
pias deliberaciones algún rasgo de las personas
o de sus obras, y actuar en consecuencia de estas
(Escámez Navas, 2008).
Se habla de respeto precisamente al referir-
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
Karla rodríguez-Burgos, alán alejandro Martínez Cárdenas, Ferney a. rodríguez serpa
141
nos a cómo actuar hacia algún rasgo o atributo
de la persona, a sus ideas, o bien, a su forma y
estilo de vida, y a su vez, cómo estas se hacen
valer como una actitud favorable a otorgarles el
trato apropiado cuando se toman decisiones que
les afecten. Desde este punto de vista, para que
el respeto por reconocimiento se dé, deberá ha-
ber cierto vínculo entre las personas, es decir,
en algún tipo de grupo, pues este tipo de reco-
nocimiento no depende de ninguna prueba de
excelencia, sino más bien de la identicación de
sus miembros mediante símbolos, vestimentas,
accesorios, el habla o los rituales (Escámez Na-
vas, 2008).
Se entiende por lo anterior, que el respeto se
presenta cuando se asocia a la tolerancia, pues es
el que justica la necesidad de tomar en consi-
deración las manifestaciones de la identidad de
cada persona, referidas en las deliberaciones y
las actitudes que pueden afectarles. Es el respeto
el que supone la obligación moral de resistirse a
la intervención en contra de las prácticas socia-
les o a las personas asociadas a tales prácticas
(Escámez Navas, 2008).
La falta de respeto es lo que impide que los
individuos lleguen a otorgarse reconocimiento,
es decir, que lleguen a considerar su respectiva
presencia con dignidad recíproca y se traten los
unos a los otros de forma integral y autónoma.
En este sentido, el respeto tiene que ver con la
forma en que se ve y se trata al otro (Terrén,
2004).
Respecto a la tolerancia, el respeto es la res-
puesta apropiada a la acción de tolerar lo exis-
tente, es la forma en que se actúa ante la com-
prensión de las cosas (Von Hildebrand, 2004).
En este sentido, para la nalidad de este artículo
se entiende como tolerancia al acto de compren-
der aquellos argumentos y percepciones que los
demás tengan respecto a algo, mientras que el
respeto será la acción de deliberar nuestras con-
sideraciones y cómo actuamos ante ellas.
El respeto en suma no presupone la supre-
macía de quien tolera, sino un grado importante
de reciprocidad y de equidad, de modo tal que
al hablar de respeto, respecto a la tolerancia, se
incluye el afecto por lo propio de la persona, así
como la atracción que puede llegar a producir en
la persona el resto del mundo (Cortés Guardado,
2003).
Es precisamente esta última parte la que
da soporte al presente artículo, pues se preten-
de determinar en qué medida la Generación Y
está actuando de acuerdo a los valores que una
sociedad democrática como la nuestra supone
practicar, o bien, si existe un distanciamiento o
una falta de tolerancia y respeto en la forma de
observar y actuar en un mundo que cada vez más
nos exige apertura y comprensión en relación a
sus usos y costumbres.
Estudios sobre valores:
Tolerancia y respeto
Diversos estudios se han realizado en refe-
rencia a los valores presentes en las sociedades
modernas, estudios que se concentran en los va-
lores generales persistentes en los individuos y
adquiridos, principalmente, por las familias y las
escuelas, quienes proveen, difunden, impulsan,
inhiben y comunican una gran cantidad de estas
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
estudio eMpíriCo soBre los valores deMoCrátiCos de toleranCia y respeto en la generaCión Milenaria
142
creencias, criterios y convicciones que sirven
para comprender y para dar un sentido de inter-
dependencia con los demás (Lozano Treviño,
Almaguer Rocha & Rodríguez-Burgos, 2015).
Sin embargo, para efectos del presente estudio,
los resultados hacen énfasis en determinar los
grados de tolerancia y respeto que prevalecen en
los distintos grupos y sociedades.
Uno de los estudios de carácter nacional que
se enfoca en determinar los valores presentes en
la sociedad mexicana es la Encuesta Nacional de
Valores en Juventud, realizado por el Instituto
de Investigaciones Jurídicas de la Universidad
Nacional Autónoma de México en asociación
al Instituto Mexicano de la Juventud, llevado
a cabo en el año 2012. Este estudio se enfoca
en conocer las características de los valores y
las prácticas culturales tanto en la vida pública
como en la vida privada que tienen los jóvenes
de México. El estudio implicó entrevistar a per-
sonas que oscilan entre los 17 y los 29 años de
edad, logrando 5.000 personas encuestadas en
29 entidades federativas con el n de conseguir
representatividad nacional.
Según los resultados de la encuesta, por
ejemplo, el 44 % de los encuestados dijo estar de
acuerdo o muy de acuerdo en que una pareja ho-
mosexual debería tener derecho a contraer ma-
trimonio, mientras que un 33,4 % señaló estar en
desacuerdo o muy en desacuerdo. Siguiendo el
tema, al preguntarles sobre el derecho que tiene
una pareja homosexual de adoptar, un 47,8 %
indicó estar en desacuerdo y muy en desacuerdo,
y solo el 29,6 % manifestó estar de acuerdo y
muy de acuerdo.
Por otro lado, según los resultados de este es-
tudio, más del 50 % de las personas encuestadas
no quisieran que una persona con antecedentes
penales, alcohólica o drogadicta fuera su veci-
na, mientras que la concepción en menor medi-
da fue negativa para personas con preferencias
homosexuales, personas con SIDA, y personas
que tengan una relación estrecha con la política,
oscilando cada una de ellas entre el 40 y 46 % de
las respuestas obtenidas.
Así mismo, al hacer la misma pregunta en re-
ferencia a personas de diferente raza, gente ex-
tranjera, indígena o de distinta religión, apenas
alcanzó el 20 % aproximado de las respuestas.
Los resultados concluyen que los jóvenes mexi-
canos están abiertos a tener cerca en diferente
medida a la realidad cultural, religiosa y de pa-
reja, sin embargo, con respecto a una persona
con algún tipo de problema u enfermedad, se
muestran distantes o en una idea negativa a que
conviva cerca de su hogar.
En el estudio “Empatía y tolerancia a la di-
versidad en un contexto educativo intercultural”
(Esteban-Guitart, Damián & Daniel, 2012), se
realizó una encuesta a 534 jóvenes entre 17 y
22 años, cuyo objetivo principal consistía en de-
terminar la relación de la empatía y la tolerancia
a la diversidad, concluyendo que los individuos
son capaces de ponerse en el punto de vista de
los demás, demostrando a su vez actitudes de
mayor tolerancia a la diversidad general y de
cultura, ideología, raza, etc., a las demás perso-
nas.
Aun cuando el objetivo central de este estu-
dio no fue la tolerancia en sí, los resultados tien-
den a que en efecto existen grados considerables
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
Karla rodríguez-Burgos, alán alejandro Martínez Cárdenas, Ferney a. rodríguez serpa
143
de tolerancia en los encuestados, tolerancia en-
focada a los diferentes rasgos tanto culturales
como físicos e ideológicos que puedan presentar
las personas que conforman su sociedad.
Otros estudios se han enfocado en determi-
nar el grado de importancia que representa el
valor del respeto en una sociedad, por ejemplo,
el estudio acerca del “Signicado psicológico
de respeto entre adolescentes” (Valdez Medina,
Mondragón, González Arratia, López Fuentes,
& González Escobar, 2004), entre sus conclu-
siones se encuentra que en México prevalece
el respeto como un valor muy arraigado en la
cultura mexicana. Más aún, se enfatiza en que
según las encuestas realizadas existe una gran
importancia en referencia a la relación e interac-
ción de cada una de las personas respecto a las
demás.
Un estudio más cercano a la idea concreta del
presente estudio fue el realizado por el Gabine-
te de Comunicación Estratégica (2014), el cual
tomó en cuenta a hombres y mujeres mayores
de 18 años que residieran en algún lugar de la
República Mexicana y que contaran con línea
telefónica en su hogar. En total se lograron cap-
tar 800 encuestas distribuidas por proporción a
la lista nominal de cada Estado y municipio res-
pectivamente.
Según sus resultados, existen tres valores que
juegan poco en México: la tolerancia, el respeto,
y la honestidad. Al preguntar sobre los valores
que menos practica el mexicano, la tolerancia y
el respeto obtuvieron un 10,4 % y un 24,6 %
respectivamente del 100 % de las encuestas rea-
lizadas.
Sin embargo, una vez más estos resultados
reejan un contraste en lo que desean y lo que
perciben de los valores de los mexicanos, pues
cuando se les preguntó acerca del valor más
importante para la convivencia social, el respe-
to fue citado por el (49,5 %) de la cantidad de
encuestados. La tolerancia fue considerada en
tercer lugar con un 9,1 % respecto al 12,7 % que
obtuvo la honestidad en segundo lugar.
Según estos resultados a pesar de que el res-
peto y la tolerancia son esenciales para convivir
en armonía con otras personas, la percepción de
los mexicanos es que estos mismos son los que
menos se practican en el país.
Por otro lado, una de las encuestas más im-
portantes a nivel nacional es la Encuesta Nacio-
nal sobre Cultura Política y Prácticas Ciudada-
nas (ENCUP), realizada en México a través de
la Secretaría de Gobernación. Los resultados de
la encuesta en el 2012 demuestran que por lo ge-
neral la gente es tolerante respecto a vivir con
personas de rasgos étnicos, preferencias políti-
cas y religiosas, clase social, y preferencias se-
xuales diferentes. En comparación a las prime-
ras que obtuvieron porcentajes mayores al 80 %
de respuestas positivas, el vivir con una persona
homosexual solo presentó un 65 % de respuestas
positivas.
Por otro lado, el resultado demuestra que esta
tendencia cambia completamente al preguntar si
el encuestado permitiría que vivera en su casa
una persona con tatuajes y con SIDA, obtenien-
do un 61 y 57 % respectivamente. El menor
porcentaje registrado fue para las personas con
problemas de adicciones, pues tan solo un 28 %
dijo que permitiría que una persona con este tipo
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
estudio eMpíriCo soBre los valores deMoCrátiCos de toleranCia y respeto en la generaCión Milenaria
144
de problemas viviera en su casa.
Lo mismo pasa al preguntar si aceptaría o
no que su hijo tuviera preferencias políticas y
creencias religiosas diferentes a las suyas, pues
un 85 y 79 % respectivamente dijo estaría de
acuerdo con ello. Los valores cambian en mayor
medida cuando se les pregunta acerca del uso
de aretes en el cuerpo, tatuajes, o en probar una
droga, pues los niveles de aceptación llegan a
ser considerablemente bajos oscilando entre un
45 y 32 % de respuestas positivas.
A través de estos resultados se aprecia que
las personas tienden a aceptar las preferencias
ideológicas o los rasgos físicos cuando de cierta
manera se involucran en su vida de forma in-
directa, sin consecuencia alguna para su per-
sona. Por el contrario, la aceptación disminuye
en niveles considerables cuando estas acciones
repercuten directamente en su vida, en la de su
familia, en este caso.
Metodología
Para determinar el grado de tolerancia y res-
peto y la asociación que existe entre estos valores
en los individuos pertenecientes a la generación
milenaria, se optó por encuestar a universitarios
del Estado de Nuevo León, México, con el n
de obtener datos de personas que pudieran cum-
plir con las características que esta generación
representa.
Se determinó la selección del universo a par-
tir del total de las universidades registradas en el
Estado de Nuevo León, de una población mayor
a 140 universidades en el Estado, se procedió
a delimitar esta población solamente a las uni-
versidades públicas, de las cuales quedó descar-
tada la Universidad Autónoma de Nuevo León
(UANL), ya que esta presenta una población
mayor a los 170.000 estudiantes, dando como
resultado un problema de signicancia al mo-
mento de querer contrastar los resultados con las
otras universidades.
Con el n de que existiera una representati-
vidad signicativa y equiparable se optó por se-
leccionar las Universidades Tecnológicas y las
Escuelas Normales del Estado de Nuevo León,
ambas delimitadas al nivel equivalente a licen-
ciatura respectivamente. Así mismo se determi-
nó encuestar a los grupos de primer ingreso así
como los cuartos tetramestres para las Universi-
dades Tecnológicas y los quintos semestres en
las Escuelas Normales, con el n de obtener re-
sultados que puedan establecer si existe alguna
diferencia de acuerdo a los grados de estudios
del encuestado.
Lo anterior signicaría tener una diferencia
entre el inicio y la mitad de la carrera, con el n
de que en un futuro se pueda realizar un nuevo
estudio que nos permita contrastar si existe al-
gún cambio en la percepción, la opinión y las
acciones en referencia a los valores en los estu-
diantes encuestados una vez que estén a punto
de concluir sus estudios.
En total sumaron 12 instituciones elegidas,
6 de las cuales fueron Escuelas Normales en el
Estado de Nuevo León. Las Escuelas Normales
encuestadas fueron el Centro de Actualización
del Magisterio, la Escuela Normal de Especiali-
zación, la Escuela Normal Superior, la Escuela
Normal Serafín Peña, la Escuela Normal Miguel
F. Martínez, y la Escuela Normal Pablo Livas.
Por otro lado, las Universidades Tecnológicas
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
Karla rodríguez-Burgos, alán alejandro Martínez Cárdenas, Ferney a. rodríguez serpa
145
encuestadas fueron la de Santa Catarina, Gene-
ral Escobedo, Cadereyta y Linares, conforman-
do el total ubicadas en el Estado de Nuevo León.
Así mismo se consideraron la Universidad Peda-
gógica Nacional y la Universidad Politécnica de
Apodaca, pues sus objetos de estudio correspon-
den al equivalente a la enseñanza en educación y
las tecnológicas que previamente fueron consi-
deradas, y corresponden a las escuelas públicas
existentes en el Estado.
La encuesta se realizó entre agosto y diciem-
bre de 2015. Se lograron encuestar a 1.751 mu-
jeres y 1.377 hombres, así como 16 casos en los
que no fue determinado el género por parte del
encuestado. Las edades oscilaron entre los 17 y
los 25 años, concentrándose la mayoría entre los
18 y los 20 años, conformando un 60,6 % del
total de los encuestados. Así mismo, un 88,9 %
de estos aseguraron ser nacidos en Nuevo León,
mientras el porcentaje restante se distribuyó en
menor medida en diversos Estados de la Repú-
blica.
Siguiendo las pertinentes medidas de depura-
ción, se lograron obtener para su análisis un total
de 3.144 cuestionarios válidos que representen
las Escuelas Normales y las universidades pú-
blicas mencionadas.
Se optó por realizar dos bloques de preguntas
relacionadas a la tolerancia y el respeto, donde
las primeras responden a la actitud que toma el
encuestado en referencia a que una persona con
creencias religiosas, preferencias políticas, indí-
gena, clase social distinta, tatuajes u homosexual
viviera con él, y la segunda responde a la actitud
de la persona en referencia a que un miembro de
su familia se encontrara en la misma situación.
La diferencia entre ambos bloques de pre-
guntas radica en que la primera determina el
grado de tolerancia hacia las acciones siempre y
cuando estas no repercutan en su vida personal
directamente, determinando la tolerancia de los
encuestados; mientras que el respeto se consi-
deró como la actitud que toma el individuo una
vez que las diversas situaciones repercuten en su
vida de forma directa, en algún miembro de la
familia en este caso.
Discusión y resultados
Para el análisis de los resultados se realiza-
ron tres bloques de preguntas: las positivas, que
engloban las respuestas “Muy de acuerdo” y
“Algo de acuerdo”; las neutrales, representadas
por la respuesta “Ni de acuerdo ni en desacuer-
do”; y las respuestas de tendencia negativa, que
componen las respuestas “Poco de acuerdo” y
“Muy en desacuerdo”.
Siguiendo estos parámetros se encontraron
en resultados generales que un 67,8 % de los
encuestados mostró respuestas positivas hacia la
tolerancia, mientras que un 22,2 % tuvo una pos-
tura neutral al no estar ni de acuerdo ni en des-
acuerdo, y solo un 10 % de los encuestados ma-
nifestó de forma general una respuesta negativa
hacia estas preguntas referentes a la tolerancia.
Por otro lado, en relación al respeto en ge-
neral, un 65 % demostró respuestas positivas,
mientras que un 23,5 % manifestó no estar de
acuerdo ni en desacuerdo, dejando un 11,4 %
que manifestó respuestas negativas con respecto
al valor del respeto.
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
estudio eMpíriCo soBre los valores deMoCrátiCos de toleranCia y respeto en la generaCión Milenaria
146
Tabla1. Tolerancia y respeto en general
Tendencia
Valores
Tolerancia Respeto
Tendencia positiva a: 67,8 % 65 %
Ni de acuerdo ni en desacuerdo 22,2 % 23,5 %
Tendencia negativa a: 10 % 11,4 %
Fuente: Elaboración propia
Al hacer el análisis según cada bloque de uni-
versidades, se encontró que las Escuelas Norma-
les manifestaron tener un grado más alto de to-
lerancia, llegando a un 74,2 % de respuestas con
tendencia positiva hacia esta, contra un 61,6 %
de respuestas positivas que presentaron las Uni-
versidades Tecnológicas en referencia a la tole-
rancia.
Por otro lado, en referencia al respeto las
Escuelas Normales manifestaron una tendencia
positiva de un 70,8 %, mientras que las Univer-
sidades Tecnológicas alcanzaron un porcentaje
general de 59,5 % de respuestas positivas hacia
respeto.
En la Tabla 2 se muestran los porcentajes
equivalentes a la identicación positiva hacia
cada uno de los valores de cada Escuela y Uni-
versidad encuestada.
Tabla 2. Tolerancia y respeto
según Escuela/Universidad
Escuela/Universidad Valores
Tolerancia Respeto
Universidades Tecnológicas 61,6 % 59,5 %
Escuelas Normales 74,2 % 70,8 %
Fuente: Elaboración propia
Al desglosar las respuestas que manifestaron
los encuestados por cada uno de los valores res-
pectivamente, se encontró que por lo general, se
mantuvieron niveles altos de respuestas positi-
vas hacia la tolerancia. La excepción ocurrió al
preguntar a los encuestados acerca de qué tan
de acuerdo estarían en aceptar que una persona
homosexual viviera con ellos, cuyo porcentaje
positivo fue de 56,9 %, contra un 23,2 % que
manifestó no estar ni de acuerdo ni en desacuer-
do, y un 19,9 % que indicó una tendencia nega-
tiva en su tolerancia.
Por otro lado, las preguntas que tuvieron más
peso positivo fueron las que se referían a la tole-
rancia hacia las clases sociales y los indígenas,
dando un valor positivo de 75,3 % y 70,4 % res-
pectivamente. La tolerancia hacia ideología po-
lítica y religión distinta se manifestó en un grado
alto de porcentaje, obteniendo 68,5 % y 66,6 %
de respuestas positivas.
La Tabla 3 muestra los porcentajes válidos
para cada pregunta asociada al nivel de toleran-
cia de los encuestados.
Tabla 3. Tendencia de la tolerancia por pregunta
¿Qué tan de
acuerdo estaría
en que una per-
sona…
Grado de tolerancia
Positiva
Ni de acuerdo
ni en desacuerdo
Negativa
…con creencias
religiosas dife-
rentes a las tuyas
viviera contigo?
66,6 % 23,4 % 10 %
…con preferen-
cias políticas
diferentes a las
tuyas viviera
contigo?
68,5 % 24,4 % 7,2 %
…indígena vivie-
ra contigo
70,4 % 22,6 % 7,1 %
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
Karla rodríguez-Burgos, alán alejandro Martínez Cárdenas, Ferney a. rodríguez serpa
147
…de clase social
distinta a la tuya
viviera contigo?
75,3 % 18,9 % 5,8 %
…homosexual
viviera contigo?
56,9 % 23,2 % 19,9 %
…con tatuajes
viviera contigo?
69,2 % 20,5 % 10,3 %
Fuente: Elaboración propia
En cuanto al respeto, el mayor nivel de res-
puestas positivas se concentró en las preguntas
referentes a qué tan de acuerdo estarían en que
un familiar tuviera creencias religiosas e ideolo-
gías políticas diferentes a las suyas, obteniendo
un 76,9 % y un 71,5 % de respuestas positivas
hacia su grado de respeto. Por otro lado, la res-
puesta menos favorecida fue si aceptarían si un
familia tuviera tatuajes, llegando a un 55,8 % de
respuestas positivas.
Otro porcentaje que registra en menor me-
dida respuestas positivas hacia el respeto es si
permitirían que un familiar usara algún arete en
una parte del cuerpo que no fueran las orejas,
registrando un 55,3 % de respuestas positivas
comparado a un 17,1 % que demostró una acti-
tud negativa a esta pregunta.
Tal vez la respuesta que más llama la aten-
ción en referencia al respeto es acerca de la
aceptación de que un familiar tuviera preferen-
cias homosexuales, pues registró un 66,9 % de
respuestas positivas, contra un 12,2 % de res-
puestas negativas hacia el grado de respeto en
los encuestados.
La Tabla 4 muestra los resultados obtenidos
por pregunta respecto al valor del respeto en
cada uno de los encuestados.
Tabla 4. Tendencia del respeto por pregunta
¿Qué tan de acuer-
do estaría en que
un miembro de tu
familia tuviera…
Grado de respeto
Positiva
Ni de acuerdo
ni en desacuerdo
Negativa
…creencias reli-
giosas diferentes a
las tuyas?
76,9 % 18 % 5,1 %
…preferencias
políticas diferentes
a las tuyas?
71,5 % 23,2 % 5,3 %
…aretes en una
parte del cuerpo
distinta a las
orejas?
55,3 % 26,6 % 17,1 %
…que mudarse a
vivir solo?
63,3 % 26,5 % 10,2 %
… preferencias
homosexuales?
66,9 % 21 % 12,2 %
…tatuajes? 55,8 % 25,7 % 18,5 %
Fuente: Elaboración propia
Los resultados parecen manejar una tenden-
cia en su mayoría positiva con respecto a los
porcentajes negativos presentados. En todos los
casos los niveles de tolerancia y respeto fueron
mucho mayores a los niveles negativos presen-
tados por los encuestados, sin embargo los nive-
les de tolerancia fueron por lo general mayores
a los obtenidos en el respeto, salvo el porcentaje
de personas que mostraron más respeto hacia
aceptar que un familiar fuera homosexual en
contraste a tener que vivir con uno de dicha pre-
ferencia sexual.
Para validar la abilidad del análisis de los
datos se realizó la prueba de Alfa de Cronbach,
tomando como referencia el valor mínimo respe-
table de ,70, se encontró que para los dos facto-
res se registró un porcentaje de 89,3 % y 89,1 %
respectivamente. A través de estos resultados
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
estudio eMpíriCo soBre los valores deMoCrátiCos de toleranCia y respeto en la generaCión Milenaria
148
se determinó que las respuestas encontradas en
ambos bloques tienen una fuerte validez interna.
De igual modo, para determinar la relación
entre Escuela y Universidad en referencia a los
valores se realizó una prueba de validez Chi
2
, to-
mando como referencia un 95 % de intervalo de
conanza, se obtuvo una signicancia asintótica
del valor de Chi
2
de ,000 tanto para la tolerancia
como para el respeto, demostrando que los re-
sultados obtenidos prueban estadísticamente las
evidencias para aceptar que sí existe un grado
de relación entre la variable de Escuela/Univer-
sidad, y la variable de los valores democráticos.
A efecto de determinar el grado de linealidad
de las variables, se procedió a establecer la corre-
lación de Pearson, siguiendo un mismo paráme-
tro del 95 % de nivel de conanza, se determinó
tanto para tolerancia y respeto una signicancia
en la correlación de Pearson de ,000, valor por
debajo del límite planteado que es 0,05, por tan-
to se concluye que el valor de p es menor al nivel
de signicancia planteado, demostrando estadís-
ticamente que existe una correlación fuerte entre
el tipo de Escuela y Universidad y los valores
democráticos presentados
CONCLUSIONES
A través de los resultados se pudo compro-
bar que la tendencia de los encuestados, la cual
representa a la Generación Y, corresponde por
lo general a una tendencia positiva hacia lo que
indica la teoría. Los encuestados muestran tener
en mayor medida tolerancia y respeto frente a
temas que implican la aceptación de diversidad
y las libertades que un mundo abierto sugiere
tener.
Así mismo los resultados demuestran que el
nivel de indiferencia es todavía mayor al grado
negativo en los niveles tanto de tolerancia como
de respeto, pues los niveles negativos son en
mayor o menor medida menores a los presenta-
dos en las respuestas “Ni de acuerdo ni en des-
acuerdo”.
Por otro lado, al momento de analizar las res-
puestas positivas según los bloques de Escue-
las Normales y Universidades Tecnológicas, se
puede observar que existe una diferencia signi-
cativa en cuanto al nivel de tolerancia y respeto
de cada uno de estos, demostrando que las Es-
cuelas Normales tienen aproximadamente entre
10 % y 14 % más tendencia positiva hacia am-
bos valores que las Universidades Tecnológicas.
Por lo anterior se supone que debido a que las
Escuelas Normales tienen una educación más
cercana a la enseñanza y la práctica de valores,
persiste en ellas un mayor grado de acercamien-
to hacia estas en referencia a las Universidades
Tecnológicas.
Al momento de analizar los valores por pre-
gunta, se pudo deducir que la mayor parte de los
porcentajes de respuestas positivas se concentra
en la aceptación de posturas religiosas y políti-
cas diferentes a la del encuestado. Así mismo,
los encuestados demuestran sentir menos tole-
rancia y respeto hacia el uso de tatuajes y perfo-
raciones que por diferencias sociales o de raza.
El dato más interesante radica en la diferen-
cia que existe entre la aceptación del encuestado
a vivir con una persona homosexual a que un
familiar tenga preferencias homosexuales, pues
según los datos obtenidos las personas tienen
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
Karla rodríguez-Burgos, alán alejandro Martínez Cárdenas, Ferney a. rodríguez serpa
149
una tendencia positiva mayor al respeto por las
decisiones de un familiar a ser homosexual, que
a tener que tolerar la convivencia con una perso-
na con dicha preferencia pero ajena a su familia.
Según estos resultados la tendencia de los en-
cuestados es por lo general positiva y abierta a
la buena convivencia. Si bien una cantidad sig-
nicativa demuestra cierta indiferencia hacia si-
tuaciones que ponen a juicio su tolerancia y res-
peto, la mayoría tiende a aceptar las diferentes
posturas ideológicas, de clase y de preferencias
físicas y personales.
REFERENCIAS
Araos San Martín, J. (2008). Relativismo, tole-
rancia y democracia en H. Kelsen. Veri-
tas, 253-269.
Bobbio, N. (2007). Diccionario de Política.-
xico: Siglo XXI Editores.
Carvalho, J. A., De Oliveira, M., Do Nasci-
mento João, B., & Prudêncio Tinoco, J.
E. (2015). Carrera, renta y consumo bajo
la perspectiva del joven de la Generación
“y”. Invenio, 119-135.
Chirinos, N. (2009). Características generacio-
nales y los valores. Su impacto en lo labo-
ral. Observatorio Laboral Revista Vene-
zolana, 133-153.
Cisneros, I. H. (2001). Tolerancia y Democra-
cia. México, Distrito Federal: Instituto
Federal Electoral.
Cortés Guardado, M. A. (2003). Formas de la
tolerancia en México. Republicana: Polí-
tica y sociedad, 51-57.
Darwall, S. L. (1977). Two Kinds of Respect.
Ethics, 36-49.
Díaz, M. (1996). De la ética del discurso a la
moral del respeto universal: Una investi-
gación losóca acerca de la fundamen-
tación de los Derechos Humanos. Revista
Ideas y Valores, 42-54.
Encuesta nacional sobre la Cultura Política y
prácticas ciudadanas (ENCUP). Recupe-
rado de www.encup.gob.mx
Escámez Navas, S. (2008). Tolerancia y respeto
en las sociedades modernas. Veritas, 229-
252.
Esteban-Guitart, M., Damián, M. J., & Daniel,
M. R. (2012). Empatía y tolerancia a la
diversidad en un contexto educativo in-
tercultural. Universitas Psychologica,
415-426.
Hernández, I. (2004). Educar para la tolerancia:
una labor en conjunto. Revista Mexicana
de Ciencias Políticas y Sociales, 136-148.
Lozano, D. (2015). Las organizaciones de pro-
ducción cinematográca (OPC) como
productoras de bienes económicos y polí-
ticos: caso House of Cards. Revista Autó-
noma de Comunicación, 1-24.
Lozano Treviño, D., Almaguer Rocha, A. &
Rodríguez-Burgos, K. (2015). La promo-
ción de los valores sociales por las orga-
nizaciones cinematográcas para crear
comunidades de paz en méxico. Daena:
Internacional Journal of Good Conscien-
ce, 10, 19-50. SSN: 1870-557X.
Olaya Villar, M. D. (2002). Educación en valo-
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
estudio eMpíriCo soBre los valores deMoCrátiCos de toleranCia y respeto en la generaCión Milenaria
150
res: la tolerancia. Ensayos: Revista de la
Facultad de Educación de Albacete, 219-
236.
Salazar, L. & Woldenberg, J. (2001). Principios
y Valores de la Democracia. México,
D.F.: Instituto Federal Electoral.
Secretaría de Gobernación (2012). Encuesta Na-
cional sobre Cultura Política y Prácticas
Ciudadanas (ENCUP). Recuperado de
www.encup.gob.mx
Tagliabue, R. (2011). Una Nueva Generación
en la Universidad y el Trabajo: desafíos y
oportunidades. Gestión de las Personas y
Tecnología, 50-59.
Tejedor de la Iglesia, C. (2009). Verdad y To-
lerancia. FACTÓTUM; Revista de Filoso-
fía, 57-76.
Terrén, E. (2004). Richard Sennett: El respeto.
Sobre la dignidad del hombre en un mun-
do de desigualdad. Sociológica, 204-209.
Valdez Medina, J. L., Mondragón, J. A., Gon-
zález Arratia López Fuentes, N. I. &
González Escobar, S. (2004). Signicado
psicológico de respeto entre adolescentes.
Revista Internacional de Ciencias Socia-
les y Humanidades, 113-129.
Von Hildebrand, D. (2004). La importancia del
respeto en la educación. Educación y
Educadores, 221-228.
Justicia, No. 31 - pp. 135-150 - Enero-Junio 2017 - Universidad Simón Bolívar - Barranquilla, Colombia - ISSN: 0124-7441
http://publicaciones.unisimonbolivar.edu.co/rdigital/justicia/index.php/justicia
Karla rodríguez-Burgos, alán alejandro Martínez Cárdenas, Ferney a. rodríguez serpa

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.


Copyright (c) 2017 REVISTA JUSTICIA

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.

ISSN: 0124-7441